Cómpralo ahora en Amazon.com

La contaminación afecta tu piel

Nuestra piel sufre daños debido a la mala calidad del aire.

Todo el mundo sabe que la contaminación afecta nuestro organismo, pero esos millones de partículas tóxicas que viajan por el aire podrían dañarnos mucho más de lo que pensamos, alterando cada parte, lo cual incluye nuestra piel.


¿Por qué la contaminación daña la piel?

La piel es el órgano más grande del cuerpo y está hecha por millones de células que son receptivas a cualquier tipo de estimulación, positiva o negativa. Las capas que la conforman son sumamente porosas debido a que necesitan absorber la humedad para mantenerse sanas, pero esa misma cualidad las expone a casi cualquier otra cosa.

Prácticamente todas las sustancias, químicas o no, que dañen al comerse o inhalarse también puede ser absorbida por nuestro cutis y causar el mismo efecto negativo en él. Los contaminantes entrarán por los poros lastimando la piel e incluso podrían filtrarse hacia los demás órganos.


Contaminantes que dañan tu piel

Diariamente nos enfrentamos a todo tipo de agentes nocivos que contaminan el ambiente y afectan la piel, componentes que se encuentran alrededor nuestro casi en cada paso que damos como:


  • Gases del escape del auto.
  • Insecticidas y pesticidas.
  • Vapores de las fábricas.
  • Productos de limpieza.
  • Hollín.
  • Polvo.
  • Humo.


cont2


Problemas de la piel causados por la contaminación

La contaminación del medio ambiente es perjudicial para nuestra cara y cuerpo, eso queda claro, pero ¿qué tipo de problemas pueden provocar en ellos?

  • Granitos.
  • Irritación.
  • Manchas.
  • Comezón.
  • Hinchazón.
  • Puntos negros.
  • Enrojecimiento.
  • Envejecimiento prematuro.
Además, los agentes contaminantes pueden generar muchas más dificultades, que van desde el asma y ciertos desequilibrios hormonales hasta afectación de las funciones cerebrales y cáncer.


Protege tu piel de la contaminación

Nuestra piel es la primera capa protectora que tenemos para enfrentar los riesgos externos, pero eso no quiere decir que deba trabajar sola contra ellos, existen varias precauciones que podemos tomar para fortalecerla e incrementar su respuesta de combate:

  • Limitar la exposición del cuerpo a contaminantes.
  • Mantener una dieta equilibrada y una correcta hidratación.
  • Conservar la piel limpia y humectada.
  • Usar protector solar con FPS mayor a 30 como Cicatricure pantalla solar, que dispersa y refleja los rayos UVA y UVB.
  • Preferir cremas con vitamina E cuyo componente funciona como antioxidante que limita el daño hacia las células.
La contaminación es dañina, pero no tiene por qué afectarnos si mantenemos los cuidados necesarios. ¡Protege tu salud comenzando por tu piel!


conta3


Fuentes: 1. Nature, When skin’s defence against pollition fails, 2018. 2) Harvard Medical School, Skin Care and Repair, 2014. 

 

 

 

Déjanos tu comentario

Dejanos tu comentario

Conéctate con Facebook

O ingresa tus datos

Ingresar
Sube tu foto
Enviar comentario

Enviando tu comentario...

¡Gracias por tu comentario!

Pronto lo verás reflejado en el sitio

Elige una foto

Selecciona el encuadre moviendo la imagen y ajustando el zoom

Aceptar
Cómpralo en Amazon.com Cómpralo en Amazon.com